BAPHOMET: EL SIMBOLO Y MARCA DE SATAN?

LA IGLESIA SATANIZO A LA POBRE CABRA

950206_1

¿Quién no ha visto en su vida esta famosa figura una cabra barbuda humanoide con alas, un par de pechos y una antorcha en medio de sus dos grandes cuernos? A lo largo de la historia del ocultismo occidental, el nombre del misterioso Baphomet se invoca en cada época y en diferentes momentos de la historia. Aunque hay menciones a esta figura en la Edad Media en el siglo XI, se hizo popular a partir del siglo XX. Es un símbolo asociado con el ocultismo, la magia ritual, la brujería, el satanismo y el esoterismo. La representación moderna de Baphomet parece tener sus raíces desde varias fuentes antiguas, pero principalmente de dioses paganos.
baphomet
Baphomet tiene similitudes con dioses de todo el mundo, entre ellos Egipto, el norte de Europa y la India. De hecho, las mitologías de un gran número de antiguas civilizaciones incluyen algún tipo de cuernos como deidad. En la teoría junguiana, Baphomet es una continuación de los cuernos como arquetipo de Dios. El concepto de una deidad con cuernos está universalmente presente en la psique individual. Cernunnos, Pan, Hathor, el diablo (como lo muestra el cristianismo) y Baphomet tienen un origen común. Suele relacionarse también el nombre de Baphomet con la fusión de dos términos griegos cuyo significado aproximado es “bautizo de sabiduría”.
Hay varios nombres importantes asociados a esta figura. Personalidades celebérrimas de lo oculto: Eliphas Levi Aleister Crowley. Aunque la representación de Baphomet ha estado circulando durante mil años, la representación de Baphomet de Levi en 1861 es la más famosa. Incluyó en su libro Dogmes et rituels la Haute Magie (Dogmas y Rituales de Alta Magia) un dibujo que se convertiría en el más famoso retrato de Baphomet: una cabra humanoide con alas, con un par de pechos y una antorcha en su cabeza entre sus cuernos. Posteriormente el ocultista británico Aleister Crowley adoptó esta figura para la sociedad Secreta OTO, una iglesia gnóstica católica.
El nombre de Baphomet ha estado ligado a sociedades secretas como los templarios o la masonería, sin embargo destaca la iglesia de Anton Lavey de Satanás que no es técnicamente una sociedad secreta. Fue fundada en 1966 y la organización adoptó el “Sello de Baphomet” como su insignia oficial. El sello de Baphomet fue probablemente inspirado en gran medida por la ilustración de la Stanislas de Guaita del Clef de la magie noire (La Clave de la Magia Negra) y se representa en la iglesia de Satán como la cabra de Mendes, dentro de un pentagrama invertido. De acuerdo con Anton Lavey, los templarios adoraban a Baphomet como símbolo de Satanás, claro que estaba totalmente equivocado. Los Templarios no adoraban a Bophomet como símbolo pagano, sino como recuerdo de la cabeza de Juan El Bautista. Baphomet está presente de manera destacada durante los rituales en la iglesia de Satanás como símbolo que se coloca por encima del altar. Era el encargado en el Purgatorio de los siete infiernos y de los diferentes demonios de los siete pecados capitales. Pero claro esta una vez mas que esta deidad existe mucho antes del cristianismo que utilizo todos los iconos religiosos paganos para identificar al mal o al propio Satán, confundiéndolo todo. Incluso el propio Lucifer (un ángel de luz), cayo en desgracias por las eternas confusiones de biblia y sus interpretaciones, como también fue el caso de Maria Magdalena que paso de ser una adinerada que sustento el movimiento de Jesus y sus apóstoles, a ser una prostituta con 7 demonios perdonada por Jesus.
Sin embargo hay otras interpretaciones de esta figuran que desmitifican estas visiones. En concreto otras sociedades secretas utilizan esa figurilla con cabeza de cabra que tanto veneraban algunos tienen otros usos diferentes a la iglesia de Satán. Para ellos, Baphomet era realmente un dios pagano, simbolizado únicamente como una cabeza de piedra. La Iglesia tenía una amplia lista en la cual acusaban falsamente a los templarios de venerar a falsos ídolos y demás cuestiones de herejía. En pocas palabras, Baphomet era el dios pagano de la fertilidad asociado a la fuerza creativa de la reproducción. La cabeza de Baphomet era representada por un carnero o una cabra, lo cual era un símbolo frecuente de procreación y fecundidad. Los pueblos antiguos, veneraban a Baphomet situándose alrededor de una réplica de piedra de su cabeza y recitando oraciones. 

La creencia moderna en ese demonio con cuernos conocido como Satán tenía su origen en Baphomet y en los intentos de la Iglesia por convertir al cornudo dios de la fertilidad en un símbolo del mal. En las mesas tradicionales estadounidenses, durante la celebración del día de Acción de Gracias, aún se veían símbolos paganos de la fertilidad, con sus respectivos cuernos. La cornucopia o cuerno de la abundancia era un homenaje a la fertilidad de Baphomet y esta a su vez tenía su origen en el mito de Zeus amamantado por una cabra a la que se le rompía un cuerno que, milagrosamente, rebosaba de frutas.
leo_taxil_book_cover-e1309290899440
La primera aparición del nombre Baphomet apareció en una carta de 1098 por los cruzados Anselmo de Ribemont diciendo:
“Durante 1307, donde Caballeros Templarios fueron torturados e interrogados por petición del rey Felipe IV de Francia, el nombre de Baphomet se mencionó varias veces. Mientras que algunos templarios negaban la existencia de Baphomet, otros lo describen como si fuera una cabeza cortada, un gato, o una cabeza con tres rostros”.
Mientras que los libros destinados para el consumo de masas a menudo niegan cualquier vínculo entre los Caballeros Templarios y Baphomet, alegando que es una invención de la Iglesia para demonizar, casi todos los autores reputados en el ocultismo (quienes escribieron libros destinados para los iniciados) reconocen el vínculo. De hecho, el ídolo se refiere a menudo como “el Baphomet de los Templarios”.

“Es absurdo suponer que los hombres de intelecto adoraban a un ídolo monstruoso llamado Baphomet, o reconocido como un profeta inspirado en Mahoma. Su simbolismo, inventado siglos antes, para ocultar lo que era peligroso para confesar, fue, por supuesto mal entendido por aquellos que no eran adeptos, y sus enemigos parecían ser panteísta. El becerro de oro, hecho por Aarón para los israelitas, fue uno de los bueyes bajo la capa de bronce, y la Karobim sobre el propiciatorio, incomprendido. Los símbolos de los sabios siempre se convierten en ídolos de la multitud ignorante. 

Aleister Crowley

El ocultista británico Aleister Crowley nació unos seis meses después de la muerte de Eliphas Levi, lo que le hace creer que él era la reencarnación de Levi. En parte, por esta razón, Crowley era conocido dentro de la OTO, la sociedad secreta que se popularizó, como “Baphomet”.
Una foto firmada de Crowley como Baphomet

 

Aquí la explicación de crowley de la etimología del nombre Baphomet, sacado de su libro de 1929 Las confesiones de Aleister Crowley.
Baphomet es una figura importante en la Thelema, el sistema místico que estableció a principios del siglo 20. En una de sus obras más importantes, Magia, Liber ABA, libro 4, Crowley describe Baphomet como un andrógino divino:
La Ecclesia Gnostica Catholica, el brazo eclesiástico de la Ordo Templi Orientis (OTO), recita durante la Misa Gnóstica “Y creo en la Serpiente y el León, Misterio de Misterio, en Su nombre BAPHOMET.” 13 Baphomet se considera que es la unión del Caos y Babalon, la energía masculina y femenina, el falo y el útero.

La Iglesia de Satán

Aunque técnicamente no es una sociedad secreta, la iglesia de Anton La Vey de Satanás sigue siendo una influyente orden ocultista. Fundada en 1966, la organización adoptó el “Sello de Baphomet” como su insignia oficial.
El Sello de Baphomet, el símbolo oficial de la Iglesia de Satán ofrece la Cabra de Mendes dentro de un pentagrama invertido.

En la cultura popular

PENTAGRAMA-1
Principalmente debido a la influencia de Aleister Crowley y Anton Lavey a la cultura popular, las referencias a Baphomet puede encontrarse en toda cultura popular. En algunos casos, tales como bandas de heavy metal, las referencias son bastante claras e inequívocas, estas bandas de ninguna manera ocultan la influencia de estas escuelas de ocultismo en sus imágenes.
En la corriente principal (“corporativa”) de la cultura pop las referencias son mucho más vagas y ocultas. Dirigidas a un público joven, las referencias existen pero, probablemente no lo reconocen.

En Conclusión

Baphomet es una creación simbólica compuesta alquímica de la realización a través de la unión de fuerzas opuestas. Ocultistas creen que, a través del dominio de la fuerza de la vida, uno es capaz de producir la iluminación magica y espiritual. la representación de Eliphas Levi de Baphomet incluye varios símbolos alusivos a la elevación de la kundalini – poder serpentino – que en última instancia conduce a la activación de la glándula pineal, también conocido como el “tercer ojo”. Por lo tanto, desde el punto de vista esotérico, Baphomet representa este proceso oculto.
Sin embargo, con el tiempo el símbolo ha llegado a significar mucho más que su significado esotérico. Mediante las controversias, Baphomet se convirtió, dependiendo del punto de vista, en una representación de todo lo que es bueno en el ocultismo o todo lo que está mal en el ocultismo. Es, de hecho, el último “chivo expiatorio”, el rostro de brujería, magia negra y el satanismo. El hecho de que el símbolo sea monstruoso y grotesco probablemente ha ayudado a impulsar el símbolo a su nivel de infamia, ya que nunca falla a los golpes, mientras que las religiones organizadas atraen a aquellos que se rebelan contra ellos.
Desde que obtuvo un amplio reconocimiento en la cultura popular, la imagen de Baphomet se usa ahora como un símbolo de cualquier cosa en relación con el ocultismo y el ritualismo. En los medios de comunicación, propiedad de grandes corporaciones, que tienen vínculos con las sociedades secretas, la figura de Baphomet aparece en los lugares más extraños, a menudo a un público muy joven para entender la referencia oculta. Baphomet es utilizado en la cultura popular como un símbolo del poder de la élite oculta a las masas ignorantes.
Después de siglos de mitos, engaños, propaganda y la desinformación en ambos lados del espectro, podemos realmente responder a la pregunta original planteada por este artículo: “¿Quién es Baphomet?”. ¿Es un símbolo de Satanás o de la iluminación espiritual? ¿Es un símbolo del bien o de mal?.
La respuesta se encuentra en el símbolo en sí mismo: Es a la vez. En la mitología egipcia, Toth-Hermes era un poder mediador entre el bien y el mal, asegurándose de que ninguno de ellos tenía una victoria decisiva sobre el otro. Baphomet representa la realización de esta tarea cósmica a una escala muy pequeña, dentro de uno mismo. Una vez que se logra un perfecto equilibrio en un nivel personal, lo oculto se puede identificar con la mano hacia el cielo y la otra mano hacia la tierra, resonando por siglos  “Como es arriba, es abajo”.
The_Satanic_Temple_Bill_Crisafi_Baphomet__copy
* Editorial:   J. Sanz
   Profundización del artículo y traduccion – Cesar Imbellone
* Referencia original Libro: “Templarios Hijos del Sol”

5 comentarios en “BAPHOMET: EL SIMBOLO Y MARCA DE SATAN?

  1. Pingback: BAPHOMET: EL SIMBOLO Y MARCA DE SATAN? – Pablo A. Arribas

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s